Reflexión sobre comentario de Comunicador Social: Hugo Famanía

DSC0721123 de mayo de 2014 a la(s) 7:40

Nelva Marissa Reyes Araúz

“Si el hombre se acuesta con el hombre es abominación, eso sería maldición para el país y yo lo que quiero es bendición.” Hugo Famanía  en RPC Radio.

Desde hace varias semanas, existe en este país, por primera vez, el posicionamiento serio y con mayor nivel de consciencia ciudadana – no solo de los directamente afectados, sino también de aquellos que no lo son y que creen en el respeto igualitario de los Derechos Humanos de todas las personas, y eso incluye, a quienes tienen una orientación sexual distinta a la heterosexual, la cual por años ha sido la relación impuesta como normal en nuestras sociedades – una discusión del tema del reconocimiento legal de las uniones civiles entre personas del mismo sexo.

Sin embargo, así como los temas referentes al racismo, a los derechos de las mujeres, de los indígenas, de las personas con capacidades especiales, y de otros grupos históricamente vulnerables que tal vez esté omitiendo, las sociedades despiertan, y hay personas que toman el liderazgo pese al rechazo  – en ese momento histórico – de una parte de la sociedad, que se cree tener la razón e influye en otros, quienes la mayoría de las veces, por ignorancia, asumen como suyas las palabras de aquel influyente.

Hugo Famanía, para mi concepto, se había caracterizado – hasta hoy –  por ser uno de los periodistas serios y respetables de este país, por el simple hecho de cuestionar e informar sin tomar parte, labor MÍNIMA y casi ausente, que debe realizar todo comunicador social.

No obstante, con la afirmación dada arriba, influenciada por su religión evangélica, la cual al parecer tiene a un Dios que incluye a unos y excluye a otros, y es por tanto un Dios de odio, porque todo el que discrimina de tal forma no puede hacer otra cosa que odiar, nos dice al país que dejó de ser un periodista serio y que se vuelve parte del montón.

Las personas lesbianas, gays bisexuales, transexuales, travestis, transgénero e intersexuales (LGBTTTI), no dejan de ser personas que como usted, quien lee este mensaje, tienen las mismas necesidades afectivas, biológicas, sociales y físicas de quienes no lo son. Además, todo este grupo de personas LGBTTTI no deja de asumir sus responsabilidades diarias que como ciudadanos parte de una sociedad requieren cumplir, como lo es el pago de impuestos al fisco, con los que se hacen las carreteras, metros, y demás obras públicas, que usted tanto utiliza. Entonces, si tienen las mismas necesidades y asumen las mismas responsabilidades, por qué no pueden tener el reconocimiento legal de su derecho humano de formar una familia, como las personas heterosexuales. (Valga la pena decir que es el reconocimiento legal, porque de hecho miles de parejas en este país viven juntas, sin ningún tipo de derecho).

Según usted ¿Qué es lo que hace que personas pertenenientes a la población LGBTTTI, no puedan tener derechos? ¿Su creencia religiosa? ¿Su moralidad? ¿Su dios de odio? ¿Su inseguridad personal? En base a qué se despliega tanto odio tanto de Hugo Famanía como de su parte (sociedad juzgadora), para que no pueda ponerse en los zapatos de otro que lo único que tiene de diferente a usted es su orientación sexual y afectiva y por tanto, permitirle que pueda gozar de los mismos derechos que usted?

Sin duda alguna, que cualquiera que sea sus fundamentos: Denigra, excluye e impone su posición frente a un grupo de ciudadanos que minoría o no usted tiene que respetar.

Y ojo, lo mismo hicieron los nazis cuando impusieron su visión respecto de lo que consideraban la raza pura y exterminaron a millones de seres humanos; lo mismo hicieron y siguen haciendo concepciones machistas en regiones del mundo, e incluso en Panamá, cuando abusan de mil maneras de las mujeres; lo mismo hicieron los propietarios de los esclavos, al someter y denigrar a los negros y llevarlos a la muerte tras su excesivo trabajo.

Sr. Famanía, y demás que lo acompañan: Dejen de excluir y de involucrar a las iglesias y a sus creencias PERSONALES como las máximas y las únicas verdades, no estamos en el medioevo, en donde en nombre de las iglesias se denigraba en la forma más mínima la dignidad de las personas.

En este país se profesan una pluralidad de religiones e inclusive hay quienes no profesan ninguna y no puede ser que por su concepción religiosa se legisle sobre normas generales o se omita la práctica de políticas públicas incluyentes de todos los panameños. Este pais, así como todos, está caracterizado por una amplia diversidad, incluyendo la diversidad sexual.

NOTA: A los periodistas que toman parte de los asuntos, para utlizar a los poderosos medios de comunicación, con el objetivo de influir negativamente en la sociedad, se les debería quitar su licencia como periodistas. Basta ya de que se siga proliferando la ignorancia y el irrespeto a los Derechos Humanos.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Derechos Humanos y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Reflexión sobre comentario de Comunicador Social: Hugo Famanía

  1. rogelia gilman dijo:

    Estoy deacuerdo con esta reflexion, aparte yo siempre he dicho que todo esa ingnorancia se la debemos a la religion catolica.

  2. Juan Rodriguez dijo:

    Si Dios hizo a todos los hombres a su imagen y semejanza, entonces todos hemos nacido tal como lo dispuso el creador. El mundo no va a cambiar hasta que las mayoría entiendan que uno nace, no se hace. No es una decisión, ni una opción. El que la oculta o la niega lleva una vida de mentiras y apariencias.

  3. nadia arosemena dijo:

    Sin recaer mucho en la critica a la creencia hacia la iglesia o religion, para no actuar revestida de ignorancia como muchos hoy lo hacen respecto a este revolucionario tema de la comunidad gay en Panama; ya que la iglesia se tilda de santidad y libre de pecados y los tiempos antiguos estuvieron detras de mucha sangre derramada y dirigente de guerras, de juzgamientos de inocentes y por cometer para ellos lo q denominan el pecado, cuando el pecado eran ellos en dond sus textos biblicos hablaban NO MATARAS y ellos mataron para esto no existia ley ellos eran la ley entonces d q estamos hablando?? recalco! No quisiera sonar como critica pero la realidad no se oculta detras de los años q han pasado. Con esto quisiera afianzar a la iglesia de q cada quien haga con su vida lo q mejor gust somos seres individuales y con sentimientos no somos objetos ni ustds dueños d nosotros.
    Señor famania no hablemos d pecados y cosas inculcas que a usted en su trayectoria le arrastra una cola inmensa como ciudadano y miembro d esta sociedad. Le recuerdo q por lo menos lo q esta sociedad de LGBTTTI es, no esta caracterizada como una enfermedad, ni mucho menos lo es como una adiccion que se da por voluntad propia!! Del cual ustd nos puede ampliar mucho mas el tema ya que por experiencia tambien quisieramos escucharlo. Y aprender a no criticar a los drogadictos porque son personas al igual q nosotros.
    Pienso de que seria bueno que nos resaltara la diferencia señor Famania.
    MORALEJA: NO CRITIQUEMOS U OPINEMOS YA QUE EL UNICO PERFECTO ES EL QUE NOS CREO… NINGUN PECADOR HA DE CARGAR CON EL PECADO AJENO…
    CADA PERSONA SERA RESPONSABLE DE SUS ACTOS.

    ARRIBA LOS DERECHOS HUMANOS Y EL RESPETO A LA COMUNIDAD LGBTTTI

Gracias por su comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s