Hagan silencio

En estos días hemos leído y escuchado declaraciones de los señores obispos en los periódicos y televisoras acerca del “diálogo” que se está dando en la Asamblea entre gobierno e indígenas. Como hermano y con respeto, comparto mis reflexiones acerca de las mismas.

Me parece bien que los obispos se interesen y que digan su palabra al respecto. Me parece bien que insistan en que haya diálogo y que la gente se escuche mutuamente. Por supuesto que apoyo el que haya un acuerdo por el bien común.

Sin embargo, no me parece que se insista en aprender a hacer silencio. Los indígenas lo han guardado durante siglos. Así decía la proclama insurreccional en La Paz, ya en 1809: “Hemos guardado un silencio bastante parecido a la estupidez”. Creo que los indígenas ya no quieren, no pueden, no deben guardar silencio.

“Diálogo”. Lo pongo entre comillas porque me parece que es sumamente difícil que uno dialogue con quienes le han matado a familiares y amigos, han herido a sus vecinos, han violado a sus mujeres, los han golpeado e  insultado, por sólo señalar lo que pasó hace menos de un mes. ¡Y ni siquiera han pedido perdón!

Los señores del gobierno han insistido en mentiras una y otra vez, y los indígenas han aguantado, una y otra vez. ¿Cómo estar tranquilos? ¿Cómo guardar la serenidad ante tanta desfachatez? ¿Cómo sentirse en plano de igualdad? ¿Cómo creer en promesas?

¿“Diálogo sin precondiciones”? ¿El respeto a la vida es una ‘precondición’ o es una condición sine qua non? ¿El respeto a la cultura es una ‘precondición’? ¿El actuar con justicia es una ‘precondición’?

¿Por qué durante 15 años los gobiernos no se interesaron por la Ley 10 y ahora sí les importa por dónde va “la línea” de la Comarca? Ellos bien saben que la tal línea fue lo máximo que pudieron lograr los ngäbe y los buglé para defender su tierra. ¿Ahora sí importa la ley?

Los señores obispos conocen muy bien las comunidades buglé de Santa Fe, por poner un ejemplo. Saben que están fuera de la Comarca a pesar de todas sus luchas. ¿Qué pasaría si el gobierno quiere hacer una hidroeléctrica en el río Calovébora, el Luis, o el Guázaro? ¿Ahí vale la ley o la vida de la gente? ¿Y las comunidades que están a uno y otro lado del río Belén y van a ser envenenadas por la minería irresponsable? ¿Qué les decimos?

Creo que, en esta coyuntura, la Iglesia católica, en sus obispos, sacerdotes, religiosas y catequistas que trabajan en la Comarca, ha hecho un buen trabajo. Hay que seguir haciéndolo. Hay que mantenerse al lado de los indígenas. Me parece que es lo que hubiera hecho Jesús.

Jorge Sarsaneda del Cid

270212

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Pueblos en lucha, Teología de la Liberación y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a Hagan silencio

  1. Absolutamente de acuerdo, no es más que la pura verdad, bien expuesta. Es lamentable pero qué o cómo, negociar con un régimen fascista, represivo, manipulador y embustero a rabiar… quién, que no tenga menos de seis años de edad, y que no sepa leer ni escribir, podría creerle, sobretodo al principal responsable, que actúa como si llevara la moral debajo de la suela de sus zapatos… que una vez, y falsamente, para variar, dijo que eran los zapatos del pueblo…

  2. Lorenzo dijo:

    Opción preferencia por los más débiles, por los excluidos, por los olvidados, por los pobres, es el llamado a la práctica de una fe enraizada en Jesús. El pueblo ngóbe-buglé está teniendo paciencia y disposición para un acuerdo para que se respeten sus tierras amenazadas por proyectos hidroeléctricos y mineros, pero hay voces detractoras que quieren desvirtuar éstas legitimas aspiraciones del pueblo indígenas so pretexto del bien común o el bien por Panamá o por el desarrollo de Panamá. ¿Es que los pueblos indígenas no tienen derecho a vivir en sus tierras libre de contaminación y destrucción? El “dialogo” sí, el irrespeto no, es inaceptable venga de donde venga.

  3. Karla Rivera dijo:

    Buenos dias;
    le saluda karla rivera de tecoloco. quisieramos hacer una alianza con su sitio., si podria brindarme un correo electronico para comunicarme con usted

  4. Nando dijo:

    Estoy completamente de acuerdo. Como se puede llevar a una mesa de dialogo la pregunta de si tenemos o no derecho a la vida? Al decir ellos que debe haber haber un dialogo sin precondiciones es distraer la atenciòn de la magnitud de este problema. NO AL GENOCIDIO DE NUESTROS HERMANOS INDIGENAS

  5. Iliana Garnica de Guerrero. dijo:

    Padre Sarsaneda, no se si usted es el mismo que conocimos aquí en Cobán, pero leyendo su artículo tengo la sensación de que está hablando de los mismos problemas estructurales de in- justicia que han aquejado a Guatemala desde tiempos de la colonia y que se han recrudecido con el despojo de tierras y la contaminación de las fuentes acuíferas por causa de la minería.

  6. León Rodrigo Suárez Maldonado dijo:

    Son unos puercos hijos de puta. Con el perdón de las putas

    León R. Suárez M.

    Santiago de Chile

  7. Ruben dijo:

    Desde Uruguay, pais donde no se respeto sino que extermino a todas sus comunidades indigenas en 1831. Va un abrazo a ese pueblo ngóbe-buglé que guarda tanta vida en el dolor y la resistencia. Cualquier dialogo debe sobre todo oir tanto dolor que hemos causado a esto/as hermano/as y reparar todos los horrores que seguimos cometiendo.Como Estados debemos ser juzgados y hay mucho que debemos restituir a las comunidades indigenas latinoamericanas y aprender los muchos mensajes profundos y sencillos
    que hasta hoy guardan en sus practicas, es tiempo de hacerlo.

  8. Rogelia Gilman dijo:

    Senor Presidente de Panama deje en paz a los indigenas especialmente a la comunidad indigena de Chiriqui. Espero que todos los Chiricanos apoyen y se unan a las demandas que la comunidad indigena necesiten y piden por favor.

  9. ptp dijo:

    500 años de explotación del capitalismo a los indígenas parece que no bastan. Los indígenas vivían en las mejores tierras, a orillas de los ríos más importantes, en los bajos, fueron sacados brutalmente por los conquistadores cuando iniciaba el capitalismo, utilizados como mano de obra para su acumulaciuón “originaria” junto a los negros esclavizados traídos también brutalmente del África. ¿Qué más quieren?. Ahora sacarlos de las montañas a donde los refugiaron, pero liquidando lo poco que yan nos dejaron de medio ambiente sano. Nuestro saludo a Jorge Sarsanedas, el silencio a que someten a los indígenas, amarrándole las manos al impedirle utilizar el método de lucha que consideren oportuno, SÓLO AYUDA AL GOBIERNO FASCISTA DE MÁRTINELLI. ES EVIDENTE DE QUE LADO SE PONEN LOS OBISPOS. V. ARAÚZ, SECRETARIO DE PRENSA DEL PARTIDO DE LAS TRABAJADORAS Y LOS TRABAJADORES DE PANAMÁ. PTP.

Gracias por su comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s