Alcalde decreta cierre definitivo del Rinconcito Colombiano y el Panamá Hostel.

Alcalde anuncia el CIERRE DEFINITIVO de el Rinconcito Colombiano y Panamá Hostel

“…ya, a partir de esta noche, Sr. Corregidor, le doy la instrucción de que CIERRE el Rinconcito Colombiano y el Hostal Panamá”

Bosco R. Vallarino, Alcalde del Distrito Capital

Se cumple y se hace cumplir la ley

Después de varios meses de ruidos, escándalos, desórdenes y obstaculización del libre tránsito vehicular, por fin, este viernes 28 de octubre, el Alcalde del distrito capital ha decretado el CIERRE DEFINITIVO del restaurante, bar y discoteca conocido como el “Rinconcito Colombiano”, ubicado en Calle 67, corregimiento de San Francisco. El mismo día también se anunció el CIERRE DEFINITIVO de “Panamá Hostel”, un bar encubierto que funcionaba en la Calle 68 del mismo corregimiento.

Un cierre tardío

“Panamá Hostel” ha cerrado antes de recibir la orden de CIERRE DEFINITIVO, en gran parte por la persistente presión de los vecinos sobre las autoridades. La Calle 68 es de uso residencial certificada por las autoridades y el “Panamá Hostil”, bautizado así por los vecinos, era en realidad un bar encubierto que se dedicaba a la realización de actividades de jolgorios musicales en vivo y de discoteca. Los escándalos eran todos los fines de semana y se extendía hasta altas horas de la madrugada. Como éstas, son actividades ILEGALES en la clasificación de uso de suelo del sector, fueron limitadas, evidentemente el negocio se les cayó, porque el bar encubierto fue descubierto y denunciado. Que han dejado: Mucho daño en el vecindario producto de las violaciones a los derechos ciudadanos a la paz, la tranquilidad y a vivir en un ambiente sano.

Un cierre que debió hacerse desde el primer día de violaciones

Otro es el caso del “Ronconcito Colombiano”, llamado así por varios vecinos. El mismo día en que el Alcalde nos anunciaría el CIERRE DEFINITIVO, al lugar se presentó la dueña y la abogada del local en compañía de un camarógrafo de Canal Plus, con intenciones de entrar a la casa en donde se realizaría la reunión con el Alcalde, lo que fue impedido.

Ya era tiempo

El anuncio del CIERRE DEFINITIVO lo hizo el propio Alcalde frete a representantes de más de 50 familias de vecinos de San Francisco. En la residencia en donde se realizó la reunión -colindante con el “Ronconcito Colombiano”- mientras el Alcalde anunciaba el cierre, se escuchaba la música del “Ronconcito”, que no estaba en su pleno apogeo, pero se preparaba, como todos los fines de semana, para perturbar los derechos ciudadanos, a la paz y a la tranquilidad, hasta altas horas de la madrugada.

¿Porqué tanta tolerancia ante evidentes empresarios inescrupulosos?

Según instrucciones del Alcalde, después de la reunión, se procedería al CIERRE DEFINITIVO de una actividad que jamás se debió permitir. El “Ronconcito” no solamente se constituyó en una fuente de violaciones a los derechos ciudadanos, sino que, violentó abiertamente normas y reglamentos establecidas en las leyes que las autoridades deben hacer cumplir. Ni el supuesto progreso, y mucho menos el desarrollo, que su momento argumentaron los dueños de estos negocios, son compatibles con las múltiples ilegalidades y actividades ilícitas que venían realizando estos inescrupulosos empresarios.

Todavía no “alcanzamos por fin la victoria”

En las mismas calles en donde funcionaban estos negocios ilegítimos, continúan funcionando otros negocios que vienen cometiendo ilegalidades y perturbando el vecindario. Está el caso del restaurante Segundo Muelle que se toma como estacionamiento todas las veredas de las calles aledañas, y de manera regular, sus “valet parking” circulan los autos en sentido contrario a la Calle 68, violando las normas de tránsito y poniendo en peligro la seguridad ciudadana.

También tenemos pendiente el caso del taller de mecánica conocido como EL LLANERO. Una larga historia de irregularidades no les ha impedido seguir operando sobre las calles 68 y Flor del Espíritu Santo, ambas residenciales. Los dueños de EL LLANTERO le mintieron a la ANAM en el Estudio de Impacto Ambiental, recurrieron a varias practicas ilegales y mantienen, de lunes a sábado, de 8:00 a.m. hasta las 5:00 p.m., ruido y contaminación que afectan a los vecinos inmediatos. A la ANAM le dijeron que no tenían vecinos colindantes, ni a menos e 10 metros, cuando pasen por allí verifíquenlo ustedes mismos. No usar EL LLANTERO ni acudir al restaurante Segundo Muelles son acciones de principio para las personas concientes del corregimiento y la ciudad de Panamá.

¿Qué lecciones podemos sacar?

Los aplausos de satisfacción de los vecinos por el anuncio de CIERRE DEFINITIVO tanto del “ronconcito colombiano” como del “hostil panamá” no puede nublar nuestra capacidad de reflexión y menos deshacer nuestra capacidad y nuestros esfuerzos ciudadanos para vigilar y exigir que se cumplan con las normas, se respeten las leyes y se respeten nuestros derechos ciudadanos a la paz, la privacidad y a vivir en un ambiente sano. La solidaridad es una herramienta efectiva que debe ser ejercida desinteresadamente por todos los ciudadanos, y en los casos que nos ocupa, de manera especial por los residentes de San Francisco.

Muchas razones para estar indignados

Aunque aplaudimos el CIERRE DEFINITIVO de estos antros, nos indigna todas las violaciones a las normas y a nuestros derechos. ¿Quiénes se harán responsables de todo el daño causado durante tanto tiempo por las afectaciones y violaciones a nuestros derechos? ¿Por qué las autoridades no cumplen y hacen cumplir la ley de manera pronta y expedita? De oficio, las autoridades deberían interponer ante las instancias pertinentes un proceso ante la justicia para que este tipo de empresarios inescrupulosos asuman los cargos y las consecuencias por los daños y las violaciones cometidas. Mientras no se actúe con diligencia y criterio firme en este sentido, los juega vivos seguirán haciendo de las suyas.

El derecho y el deber de organizarnos.

Urge la creación de una Asociación de Residentes de San Francisco, capaz de hacerle frente a empresarios inescrupulosos que pululan por el corregimiento buscando donde plantar sus negocios desconociendo leyes, normas y violentando derechos. Una asociación, que exija a las autoridades el cumplimiento de sus funciones y que haga cumplir la ley de manera pronta y efectiva. Una justicia tardía es una justicia disminuida y lacerada que no merecen los ciudadanos.

Héctor Endara Hill
Residente de San Francisco
Afectado diariamente y de manera directa por el taller de mecánica EL LLANTERO
 
 
Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en La corrupción en Panamá, Luchas ciudadanas y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Alcalde decreta cierre definitivo del Rinconcito Colombiano y el Panamá Hostel.

  1. Tengo que aplaudir esta valiente accion del alcalde Vallarino que lo han querido ridiculizar los del ahora del gobierno. Pero medidas asi se necesitan a traves de todo pais para que cierren definitivamente vulgares cantinas al aire libre disfrazados de jorones tipicos que atormentan hasta altas horas de la madrugada las comunidades donde se ubican. Ya es hora que los panameños hagamos cumplir la ley.

  2. Mariela dijo:

    Debemos seguir pendientes de este problema, los abogados que estuvieron presentes (Olanda Polo y Ñuto Herrera ex fiscal botado por la Ex Procuradora Gomez) no se van a quedar con los brazos cruzados ya que le han prometido al dueño que el local sera reabierto. OJO.
    Yo particularmente estaré vigilante de este local, porque extranjeros mal intencionados quieren venir a nuestro país a burlarse de nuestras autoridades en componendas con abogados panameños inescrupulosos y peseteros.

    • DEBORA dijo:

      ESTOY DE ACUERDO PORQUE EL DUENO DE ESE RESTAURANTE LO CONOZCO, YA QUE ES VECINO DE MI CASA Y ES UN SENOR ACOSTUMBRADO A HACER LO QUE LE DA LA GANA, TENGO 3 ANOS VIVIENDO AQUI Y ANTES DE ESTE NEGOCIO HACIAN FIESTAS HASTA EL AMANECER, ENTRANDO Y SALIENDO MUJERES DEL MAL VIVIR, Y HACIENDO ESCANDALO QUE NO DEJABAN DORMIR, SIN IMPORTAR QUE TENGO UNA BEBE. AUNQUE NO ME EXTRANA QUE VUELVAN ABRIR.PORQUE EL SIEMPRE SALE PREMIADO DE TODA LAS QUE HACE…LASTIMOSAMENTE ESTE ES NUESTRO PANAMA. OJALA EL ALCALDE SE MANTENGA FIRME EN SU DECISION.

  3. Rodrigo Olivero (PH San francisco 67) dijo:

    Es lamentable que se tengan que cerrar negocios pero es la unica manera de que algunas personas entiendan que este barrio aun es residencial y no se puede permitir el ruido y el escandalo. Agradezco que el alcalde haya colaborado en este asunto.
    Por otro lado, discrepo un poco con la medidas radicales, en el caso del llantero (al cual he recurrido dos veces) me parece que el primer paso debe ser un acercamiento para propiciar un dialogo entre vecinos y comerciantes. Creo que muchos de nosotros somos tambien empresarios y sabemos comunicarnos con educacion e inteligencia. Y como segundo paso, en caso no se haga oido a nuestros requerimientos, recurrir a las autoridades.

    • Nuevamente el “Ronconcito Colombiano” está operando. Un Juez Nocturno decretó el cierre definitivo y otro Juez lo ha habilitado. Esto es un ejemplo de como anda el sistema de justicia y de aplicación de normas y leyes en Panamá. En el caso de EL LLANTERO le informo que desde antes de su construcción, los vecinos nos acercamos y dialogamos con los dueños solicitándole que de abrir allí un TALLER DE MECANICA, lo hiciera sobre la Vía Israel, pues NO, estos señores abrieron sus puertas sobre las Calles Flor del Espíritu Santo y 68. Le invito a que venga uno de esos tantos días que se atienden varios vehículos para que vea, escuche y sienta como se nos arrebato el derecho a la privacidad, a la paz y a vivir en un ambiente sano. Dos hechos más: 1. En el estudio de impacto ambiental EL LLANTERO le mintió a la ANAM y eso lo demostramos con sus mismos documentos y el estudio presentado y aprobado. 2. Recurrieron a una práctica ilegal al unificar tres lotes y cambiar la zonificación de los mismos al de mayor densidad (Vía Israel). A los vecinos No se nos consultó y de hecho se violentó el área residencial.

      En este caso como ahora está pasando con el “Ronconcito Colombiano”, autoridades lentas pero con presión de los ciudadanos dieron los pasos correspondientes, lamentablemente ya puede ver como los empresarios tramposos, mentirosos y deshonestos recurren a prácticas mafiosos para mantener sus negocios sin importarle el daño que están causando. Este es el caso del taller de mecánica EL LLANTERO y el Rinconcito Colombiano.

  4. Pingback: COMO HIERBA MALA: CRECEN EDIFICIOS, BARES Y RESTAURANTES EN ÁREA RESIDENCIAL « San Francisco Panamá

Gracias por su comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s